Nuestro Diario: Envejecer con salud

Conmemoran el Día de las Personas de Edad

290

Margarita Pachay, colaboradora

Destacar la valiosa participación de los adultos mayores en la sociedad, en especial cuando su tendencia es el aumento, es una iniciativa que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha promovido desde 1991.

«Es el momento de estar con ellos, no dejarlos solos. Acompañarlos en todo lo que requieran para garantizar su calidad de vida, tanto física como emocional. Y ahora, guardando las medidas de bioseguriddad apropiadas», dice Mara Hernández, instructoria de gimnasia y atención integral del adulto mayor.

Su recorrido por la vida, entre lecciones aprendidas y logros, les da el aval para ser sabios consejeros. Una persona adulta mayor en casa es valiosa, es alguien en quien se puede confiar y aprender.

«En el hogar conviene fomentar el respeto hacia ellos. Inculcar la buena convivencia a los niños y adolescentes. Es muy satisfactorio para la vida cuando se guarda armonía familiar», afirma la terapeuta Jennifer Susana Velásquez.

Entre 1950 y 2010, la esperanza de vida en todo el mundo aumentó de 46 a 68 años. Y se espera que, en las próximas tres décadas, sea más del doble la población mayor.

Los adultos mayores suelen consultar más al médico por enfermedades crónicas

«Según proyecciones del INE, Guatemala, cuenta con un millón 317,437 personas que están por arriba de los 60 años aproximadamente», afirma Shuandy González, geriatra del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social, IGSS.

Los adultos mayores suelen consultar más al médico por enfermedades crónicas, al disminuir las funciones de su organismo o alterarse con el paso de los años, en especial cuando no han llevado una buen calidad de vida.

«Tienden a presentar hipertensión arterial, diabetes mellitus, problemas gastrointestinales y articulares. Problemas de salud agudos como los cardiovasculares, cardíacas y caídas, que con el tiempo los incapacita, afectando su independencia», añade la geriatra.

Por lo que es parte de la responsabilidad de los cuidadores darle el seguimiento preventivo y de seguimiento a todas sus afecciones. Este grupo tiene derechos que se deben atender, respetar y mejorar, y toda la población tiene responsabilidad de protegerlos.